Los cubanos amamos la “tiranía” de FIDEL

Angela Santiesteban Blanco

mAyer leí en la red un irrespetuoso mensaje de Donald Trump, refiriéndose a la muerte de NUESTRO FIDEL, sí y lo pongo con letra mayúscula con toda intensión, porque así de grande lo sentimos y lo queremos, porque somos fidelistas y revolucionarios.
Como decimos los cubanos, ayer no le di taller a tantas calumnias y mentiras. Aún estaba choqueada por la noticia, consternada y triste por su partida. Entré hoy a la red de redes y en el sitio de Cubadebate, hay un trabajo de Julio Alejandro Gómez Pereda, que con toda la razón que le asiste le contesta al futuro presidente de los Estados Unidos.
Meditando un poco sobre el tema, creo que también debo referirme a la infamia que escribió el loco de Trump, que diga el presidente del norte revuelto y brutal a partir del 20 de enero.
Ese personaje en uno de sus párrafos señala: Fidel es un “brutal dictador”, que dejó un legado “de escuadrones de fusilamiento, robo, sufrimiento inimaginable, pobreza y la negación de los derechos humanos fundamentales”.
En otra parte apunta que su “gobierno hará todo lo posible porque el pueblo cubano pueda finalmente iniciar su viaje hacia la prosperidad y la libertad”.
Permítame carcajearme, y decirle que si así es una dictadura, los cubanos decidimos por voluntad propia vivir bajo el “yugo” de la dictadura de los CATROS, -como suelen decir los enemigos de la Revolución cubana- y la defenderemos al precio que sea necesario porque esta Revolución que comenzó en el Moncada, el 30 de Noviembre, la lucha clandestina, el yate Granma y la Sierra Maestra, llegó para quedarse,
Ahora, quiero preguntarle al títere de la mafia cubano-americana, – y lo tuteo porque no merece el más mínimo respeto- ¿Tú crees que sí fuera verdad lo que dices, tantas personas no solo en Cuba, sino en mundo lo siguieron y hoy lloran su irreparable pérdida?
No hace falta que me conteste, yo le diré por qué preferimos la “dictadura” de la que habla y grábeselo en su mente, en primer lugar, los cubanos escogimos nuestro destino y como muchas veces dijo Fidel, preferimos hundirnos en el mar, antes que dejar de ser libres.
Nuestro gigante de verde olivo, faro y guía de la Revolución, sigue entre nosotros porque lo seguiremos creyendo vivo, porque sus ideas seguirán creciendo, porque en cada tarea estará presente, porque en cada niño, joven, hombre y mujer florecerá su pensamiento, porque nos enseño a hacer el bien, nos enseño a ser solidarios, nos enseño a compartir lo poco que tenemos.
Porque nos enseño a preocuparnos siempre por los pobres de la tierra, por los que no tienen voz, por los que hoy sufren hambre y miseria, por los que no tienen derecho a la salud, al estudio, a la cultura y al deporte, porque nos inculcó que las ideas no mueren.
Además, gracias a Fidel y a la Revolución que tú denigras, los habitantes de esta tierra pueden caminar libremente por cualquier lugar sin temor, los niños juegan en los parque sin que los padre sientan pánico de sufrir un secuestro, porque no existe diferencia de clases ni color, por tanto los negros no temen a ser asesinados o ser ametrallado por un policía en plena calle, aquí ese cuerpo armado defiende los derechos del pueblo.
Como es sabido, los cubanos disfrutamos de todos los derechos que pueda tener un ser humano, salud, educación, deporte y cultura gratis. También, tenemos participación activa en cargos del Estado y el Gobierno, sin la necesidad de hacer millonarias campañas electorales, aquí el pueblo es quien elige a sus representantes en un acto de total democracia.
Y que decirle de los derechos de la mujer, los niños y las niñas, quién mejor que nosotros para afirmar que Fidel emancipó a las mujeres, quien mejor que nosotros para decir que los pequeños y pequeñas disfrutan de sus derechos, lo que ha sido reconocido por la UNICEF y la Convención de los Derechos de los niñas y las Niñas.
Trump, te hago otra pregunta ¿tú conoces la historia de Cuba y a nuestro mil veces invicto Comandante en Jefe Fidel Castro?
Seguro que NO, pero yo se lo digo, Fidel es el mejor hombre del mundo, el mejor Presidente que pueda tener un país, el mejor estadista. Digno, honesto, sincero, siempre al lado se su pueblo y de las causas justas, previsor, con una inteligencia insuperable, en fin un hombre fuera de serie.
Además, quiero que sepa que si me pongo a decirle quien es Fidel Castro, porque siempre hablaré de él en presente, necesitaría mucho tiempo, entonces si quiere saber más de este gran ser humano que entregó su vida entera a luchar por el bien no solo de los cubanos sino de la humanidad, estudie su obra y hable con los cubanos que no olvidan su historia patria.
Resumiendo, si Fidel es un dictador y en Cuba existe una dictadura, nosotros decidimos seguir apostando por ella, por lo que repito una vez más ¡Viva Fidel! ¡Viva la Revolución cubana! Seguiremos sus ideales y las banderas que enarboló la mantendremos bien en alto, porque hombres como él no vuelven a nacer.
En este momento histórico y de mucho dolor que vivimos los cubanos y los amigos de Cuba, decimos mantenerlo vivo en la memoria para que nos siga marcando el camino de nuestra Revolución y cada vez que haga falta, preguntarle ¿Vamos bien Fidel? Como un día él lo hizo con Camilo Cienfuegos.

Be Sociable, Share!

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *


*